14 julio, 2012

...Te llamo...




  
 
http://www.hongkiat.com/blog/cinemagraph/




La primera vez se paseó por delante de mí con una flauta en la mano y en la otra un viejo desamparado. Al día siguiente, con mi guitarra novata me senté a esperar sobre la hierba donde acampábamos. Aquel verano clarificador nos hermanó de por vida. Mas no sabíamos que el presente condiciona siempre los futuros.

Escribí tantos poemas pensando en su nombre que las soñadoras canciones se me olvidaban y comprendí que podía recomponerlas entre sus miradas.

La segunda vez su piel ya me traspasaba. Nos enredamos poro a poro en un invierno detenido por la niebla trastornada. Aprendiendo los dos nos hartamos de sales. Enseñándonos también, elaboramos un tratado sobre los desaparecidos por el sexo. Mágica la noche sobre las estrellas, mágico el día que todo lo veía. Así fué como el compromiso eterno se hizo nombre y nos atrapó con su picardía. Olvidamos el presente y empezamos a pensar. 

Y la tercera si fué la vencida. Por fin averiguamos que somos lo que somos. Pero cuando recordamos lo que vibramos juntos por el camino, la risa se nos escapa.

Que no está mal acercarnos por un rato, que te traes cuando te llamo, que de nuevo me fascinas, que tenemos un silencio que libera las esquinas, que se enlazan en un ahora y que ya no hay luego, que te invito a desayunar y... que vete cuando quieras.

No hay comentarios:

Publicar un comentario